El roble smoked es una atractiva variante del roble tradicional tratado quícamente para lograr un acabado que confiere a todo el espesor de la madera un color oscuro muy elegante que permitirá posteriores lijados sin que varíe el color de la madera.

De esta manera, al contrario de lo que ocurre en un teñido convencional, se logra que tras sucesivos lijados el color de la madera no varíe y permanezca, manteniéndose en el tiempo.